Skip to content

Argentina: 20 años sin semifinales en un Mundial

6 julio, 2010

 

Por Joaquín Paulina

Las despedidas tempranas se repiten Mundial tras Mundial y ese castillo de expectativas que se crea previo a la cita máxima se cae a pedazos con cada eliminación. Los hinchas de la Selección Argentina esperan que se repita lo del ’78 o el ’86, o como mínimo lo del ’90, pero desde hace 20 años jugar los famosos siete partidos se ha convertido en algo imposible de cumplir. 

En los cuatro Mundiales que pasaron y el que está transcurriendo actualmente, las potencias del fútbol mostraron su vigencia más allá de algunos tropezones. Brasil, por dar el ejemplo cumbre, acumuló dos títulos y un subcampeonato. Italia, uno y uno. Alemania consiguió un segundo y tercer puesto, además ya llegó a semifinales en Sudáfrica. Hasta Francia, con cierta irregularidad (ni se clasificó para el ´94 y quedó afuera en primera ronda en 2002 y ahora), se anotó con el campeonato como local en el ´98 y el segundo lugar en 2006.

   Argentina no sólo nunca pudo meterse entre los cuatro mejores, sino que además evidenció grandes dificultades siempre luego de la fase de grupos. En Estados Unidos 1994 con Alfio Basile al mando, se habían generado muchas expectativas luego de un formidable triunfo ante Grecia por 4-0 y Nigeria 2-1. Pero luego del doping de Diego Maradona la Selección se derrumbó y cayó primero con Bulgaria 2-0 y luego ante Rumania en octavos de final 3-2 despidiéndose así de la competencia.

En Francia 1998 las ilusiones se hicieron presentes una vez más luego de que el equipo de Daniel Passarella derrotara 1-0 a Japón, 5-0 a Jamaica y 1-0 a Croacia por la fase de grupos. Posteriormente un triunfo por penales ante Inglaterra en octavos de final hizo que los ánimos de la gente enardezcan más aun. Pero Holanda derrumbaría las esperanzas al vencer a Argentina por 2-1 en cuartos.

Para el 2002 con Marcelo Bielsa a la cabeza y luego de haber realizado una eliminatoria fantástica (obteniendo 44 puntos en la misma en 18 partidos), la Selección llegaba a Corea-Japón como firme candidato a obtener el título. Pero ni siquiera pasaría la fase de grupos tras vencer 1-0 a Nigeria, perder 1-0 ante Inglaterra e igualar 1-1 contra Suecia marchándose así de manera temprana del Mundial.

Una victoria ante Costa de Marfil por 2-1 y otra contra Serbia y Montenegro 6-0 transformaron al equipo de José Pekerman en uno de los más temidos en Alemania 2006. Pero otra vez los sueños se vieron frustrados al caer por penales con el local en cuartos de final luego de haber persistido la igualdad 1-1 durante 120 minutos.

Este de Sudáfrica era el Mundial donde más se apostaba a ganador. El hecho de tener a Maradona en el banco, a Lionel Messi (elegido hace muy poco como el mejor jugador del mundo) en la cancha y un conjunto de individualidades en gran nivel hacía presumir un buen desenlace. Pero, como en campeonatos anteriores, nada de eso ocurrió.

Anuncios
No comments yet

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: